Obras publicadas e ineditas

Portada
M. Rivadeneyra, 1858
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página xv - Tan cerca, tan unida está al morir tu vida, que dudo si en sus lágrimas la aurora mustia tu nacimiento o muerte llora.
Página 83 - ANSELMO Como quiera que sea, yo no te comprendo. Torcuato, tus ojos están hinchados, tu semblante triste, y de algunos días a esta parte noto que has perdido tu natural alegría.
Página 33 - Que su intencion , á ojeadas y meneos La turba de los tontos concitando. ¿ Podrá sentir que un dedo malicioso...
Página 33 - Pirene pudieron guareceros del contagio fatal? Zarpa preñada de oro, la nao gaditana, aporta a las orillas gálicas, y vuelve llena de objetos fútiles y vanos; y entre los signos de extranjera pompa ponzoña esconde y corrupción...
Página 298 - ¿dónde está una historia civil, que explique el origen, progresos y alteraciones de nuestra constitución, nuestra jerarquía política y civil, nuestra legislación, nuestras costumbres, nuestras glorias y nuestras miserias?
Página 41 - ... pensar en mi cruel destino. La grata soledad, la dulce sombra, el aire blando y el silencio mudo, mi desventura y mi dolor adulan.
Página xv - ¡Cuan callada que pasa las montañas El aura, respirando mansamente! ¡Qué gárrula y sonante por las cañas! ¡Qué muda la virtud por el prudente! ¡Qué redundante y llena de ruido Por el vano, ambicioso y aparente!
Página 314 - Sus sectarios, divididos en bandos, la habían oscurecido entre nosotros con nuevas sutilezas, inventadas para apoyar el imperio de cada secta; y mientras el interés encendía sus guerras intestinas , la doctrina del Estagírita era el mejor escudo de las preocupaciones generales.
Página 41 - OVIDIO DESDE el oculto y venerable asilo do la virtud austera y penitente vive ignorada y, del liviano mundo huida, en santa soledad se esconde, el triste Fabio al venturoso Anfriso salud en versos flébiles envía. Salud le envía...
Página 34 - Fue antaño allá por ver unos novillos junto con Pacotrigo y la Caramba. Por señas, que volvió ya con estrellas, beodo por demás, y durmió al raso. Examínale. ¡Oh idiota!, nada sabe. Trópicos, era, geografía, historia son para el pobre exóticos vocablos. Dile que dende el hondo Pirineo...

Información bibliográfica