Imágenes de página
PDF
ePub

cortes della : por la ciudad de Granada Rui Diaz de Men doza y D. Hieronimo de Montalvo veinticuatros y procuradores de cortes della: por la ciudad de Sevilla Gonzalo de Cespedes veinticuatro y Carlos de Lezana jurado y procuradores de cortes della: por la ciudad de Cordoba Alonso Flores y Juan Perez de Valenzuela veinteicuatros y procuradores de cortes della: por la ciudad de Murcía Fustel de Villanova y Juan de Torres regidores y procuradores de cortes della: por la ciudad de Jaen Cristoval Palomino y Hernan Miria de la Cerda veinticuatros y procuradores de cortes della: .por la ciudad de Guadalajara Gaspar Corvalan regidor y Antonio de Torres vecino y procuradores de cortes della: por la villa de Valladolid el licenciado D. Pedro de Castilla oidor de la cnancillería de Valladolid y el licenciado Agustin Jimenez Ortiz alcalde de la casa y corte de S. M. y procuradores de cortes della: por la ciudad de Salamanca D. Juan Arias Maldonado y el licenciado Juan de Ovalie de Villena regidores y procuradores de cortes della: por la ciudad de Segovia Sancho García del Espinar y D. Juan de Heredia regidores y procuradores de cortes della : por la ciudad de Avila Luis Nuñez Vela y Diego de Tapia regidores y procuradores de cortes della : por la villa de Madrid el doctor D. Iñigo de Cárdenas del consejo de S. M. y Pedro de Medina regidor y procuradores de cortes della: por la ciudad de Cuenca Juan de Montemayor regidor y Andres de la Mota vecino y procuradores de cortes della: por la ciudad de Zamora Bernardino de Mazariegos regidor y Alonso Rodriguez de san Isidro vecino y procuradores de cortes della : y por la ciudad de Soria Velasco de Medrano y Gonzalo de Lara vecinos y procuradores de cortes della: por la ciudad de Toro D. Hernando de Borja alferez mayor yD. Juan de Ulloa Pereira regidor y procuradores de cortes della.

Luego incontinente el dicho D. Antonio de Toledo prior de sant Juan caballerizo mayor de S. M. que tenía el estoque , habiéndole dejado á D. Diego de Cordoba

*

Primer caballerizo de S. M. y D. Antonio de la Cuera marques del Adrada mayordomo mayor de la Reina nuestra señora y D. Pedro Fernandez de Bobadilla conde de Chinchon mayordomo del Rey nuestro señor, cada uno por sí hicieron por la órden y forma que los demas el mismo juramento en la dicha cruz y santos evangelios ante el dicho muy reverendo obispo de Segovia y el dicho pleito homeaage en manos del dicho Príncipe de Melito , y en señal de la obediencia , reconocimiento y reverencia, sujecion, vasallaje y fidelidad al dicho Príncipe nuestro señor debida , hincadas las rodillas en el suelo cada uno de por sí por la órden que está dicho y segun que van nombrados le besaron la mano.

Hecho que fue lo susodicho luego incontinente subieron al dicho tablado D. Carlos de Guevara reg'dor de la ciudad de Toledo , y Gonzalo Hurtado jurado y procuradores de cortes della , y hincadas las rodillas en el suelo y poniendo la mano sobre la dicha cruz y santos evangelios hicieron ante el dicho muy reverendo obispo de Segovia el mismo juramento y solemnidad qua los demas habian hecho , y á la conclusion del digeron: si juro y amen.

Y pasando adonde el dicho Príncipe de Melito estaba, hicieron en sus manos pleito homenage en la forma susodicha, al cual respondieron; asi lo prometo y en señal de la obediencia , reconocimiento y reverencia , sujecion , vasallage y fidelidad al dicho Príncipe nuestro señor debida, hincadas las rodillas en el suelo besaron á S. A. la mano.

Acabado que fue lo susodicho, el dicho D. Diego Hurtado de Mendoza Príncipe de Melito l'ego ante el dicho muy reverendo obispo de Segovia y hincadas las rodillas .en el suelo y puesta la mano derecha sobre la cruz y santos evangelios hizo el mismo juramento segun que los demas, al cual respondio: si juro y amen. Y levant.mdooe de alli y metiendo las manos entre las del dicho D. Antonio de Toledo prior de san Juan hizo el mismo pleito homenage, y respondio: así lo prometo , y pasó al lugar donde el dicho Príncipe nuestro señor estaba, y hincadas las rodillas en el suelo y en señal de la obediencia , reverencia , sujecion y vasallaje á S. A. debida, le besó la mano.

Luego el dicho muy reverendo obispo de Segovia se levantó de la silla en que estaba y se quitó la mitra y.capa de que estaba revestido , y se puso su vertido .ordinario y subió por mandado de S. M. á sentarse en su lugar el muy reverendo D. Gaspar de Quiroga obispo de Cuenca , y el dicho muy reverendo obispo de Segovia hincadas las rodillas en el suelo hizo juramento como los demas en la cruz y santos evangelios que el dicho obispo de Cuenca ante sí tenia , al cual respondio: si juro y amen. Y pasó donde el dicho Príncipe de Melito estaba y fizo otro tal pleito homenage como los demas habian hecho en sus manos, y respondio á él: asi lo prometo ; y en señal de la obediencia , reconocimiento y reverencia, sujecion vasallaje y fidelidad á S. A. del dicho Príncipe nuestro señor debida, hincadas las rodillas en el suelo le besó la mano.

Acabado todo lo susodicho el dicho secretario Juan Vazquez de Salazar dijo en alta é inteligible voz á la católica Real Magestad del Rey D. Felipe nuestro señor las palabras siguientes.

V. M. en nombre del serenísimo y esclarecido Príncipe D. Fernando su primogénito hijo, acepta el juramento y pleito homenage y todo lo demas en este acto hecho en favor del dicho serenísimo Príncipe y pide al secretarío y escribano de las cortes que asi lo den por testimonio , y manda que á los prelados , grandes y caballeros qu¿ estan ausentes y acostumbran jurar se les vaya á tomar el mismo juramento y pleito homenage , a lo cual S. M. respondio: asi lo acepto , pido y mando.

Acabado lo susodicho SS. MM. y AA. se entraron por una puerta que habia en el dicho tablado , y se fueron al aposento que habia en el dicho monesterio, donde comieron" aquel d!a , y los dichos prelados , grandes, señores , caballeros y procuradores de cortes se fueron á sus caias, con lo cual.se acabó el dicho acto y solemnidad, de que fueron testigos los dichos muy reverendos D. Fr ancisco de Soto de Salazar obispo de Segorbe y D. Juan D'mas Lloriz obispo de Urgel y los dichos licenciado Juan de Ovando y D. Antonio de Padilla y doctor VeJasco , y licenciados Pedro Gaseo y Juan Díaz de Fuenmayor y Juan Tomas, y doctor Francisco Hernandez de Liebana y Juan Campi y Joannes Sentis y doctor Leonardo de Herrera y Agustin Gesulpho. Y yo el sobredicho Juan Vazquez de Salazar secretario de la dicha carólicaReal Magestad y su escribano y notario publico de su corte, reinos y señoríos, que á todo lo que dicho es presente fui en uno con los dichos test'gos y escribano mayor de las dichas cortes, de pedimento y mandamiento de S. M. fice aqui este mi signo en fe y testimonio de yerdad Juan Vazquez.

: i E yo el dicho D Juan Ramírez de Vargas, escribano mayor de corte y ayuntamiento de estos reinos de S. JVI. católica, que á todo lo que dicho es fui presente con los dichos testigos y secretario Juan Vazquez, lo hice escribir en estas seis hojas de pergamino de cuero, de pedimento y de mandamiento de S. M. hice aqui mi signo en testimonio de verdad •$• D. Juan Ramirez de Vargas. . Múllase en el archivo secreto del ayuntamiento de Toledo en un cuaderno de pergamino, el cual tiene ocho hojas, las seis útiles. Es dicho cuaderno del tamafio de un pliego de papel comun. Está autorizado. Bibliot. Real Dd. 147, fol. 18.

[merged small][ocr errors]

. . '•.,,:' O ,";''. . .: NUM. XLILL ••.'

Memorial del reino al principio de las cortes

de 1594*

• "•••*" 1 "..• . . • . .

s. c R. M; :;,

El reino dice que él se ha comenzado á juntar en estas cortes conforme á lo que V. M. mandó, con el fin y deseo que siempre ha tenido de acertar á servir á .V". M. concordando su Real servicio con el bien público , y por ser esta la froesma voluntad de V. M. como fue berrido de dárselo á esitendeí'en la provision que se le hizo, en la cual le mandó se tratase dello y de lo que le conviniese , y por conformarse con su pública y urgente necesidad y con las órdenes é instrucciones que sus ciudades le dieron y encargaron , le ha parecido cosa muy importante á su Real servicio y bien universal representarlo luego á V. M.

Como lo hacen diciendo, que los notorios daños y grandes inconvenientes que se siguieron á estos reinos de tan excesivo crecimiento como lue el pasado de dos millones y medio, obligó á V. M. á que en las cortes pasadas les hiciese la merced qué recibieron en la baja de un millon ; pero que no ha sido ni es remedio para que cesen los danos de dicho crescimiento, antes la experiencia ha mostrado que son cada dia mayores.

Porque de la grande baja y diminucion á que han venido los tratos y caudales destos.reinos y las labranzas y crianzas dellos ha nacido ser imposible que las ciudades y partidos encabezados puedan cumplir el encabezamiento á que estan obligados, como se ha visto y ve cada dia por los acimienros de rentas que algunas de las cibdades y villas han.presentado y van presentando en el consejo de la contaduria mayor de V. M. por donde consta y es no.

« AnteriorContinuar »