Seleccion de obras maestras dramáticas de Lope de Vega y Calderon de la Barca: con índice y observaciones esenciales; al uso de los colegios y de los Estados Unidos

Portada
se hallará en la Librería de Jaime Munroe y Cia., 1840 - 292 páginas
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 139 - Estas, que fueron pompa y alegría Despertando al albor de la mañana, A la tarde serán lástima vana, Durmiendo en brazos de la noche fría. Este matiz, que al cielo desafía, Iris listado de oro, nieve y grana, Será escarmiento de la vida humana: ¡Tanto se emprende en término de un día!
Página 190 - Dios á quien ninguno iguala, Un principio sin principio, Una esencia, una sustancia, Un poder y un querer solo; Y cuando como este haya Una, dos ó mas personas, Una deidad soberana Ha de ser sola en esencia, Causa de todas las causas.
Página 128 - Dios ; la que ha merecido iglesias consagradas a sus cultos con amor y reverencia, ¿fuera católica acción, fuera religión expresa, fuera cristiana piedad, fuera hazaña portuguesa que los templos soberanos, atlantes de las esferas, en vez de doradas luces, adonde el Sol reverbera, vieran otomanas sombras...
Página 27 - Honrándome, ¿os encubrís? Dándome honor, ¿os tapáis? Vuestro temor os convenza, Como averiguado está; Que ninguno que honra da, Tiene de dalla vergüenza. Meted mano, o ¡vive Dios, Que os mate!
Página 244 - Pluma será este puñal, Papel este lienzo blanco, Y tinta para escribirlo La sangre es ya de mis brazos. (Escribe con la daga en un lienzo, habiéndose sacado sangre de un brazo.) (Ap.
Página 70 - Estrella. aquí la persuadirás a tu intento, y porque importe, con un grande de la corte casarla, señor, podrás; que su virtud y nobleza merece un alto marido.
Página 56 - Aqui, señor, virtud es avaricia... que si en mí plata hubiera y oro hubiera, luego de mi cabeza le arrancara, y el rostro con fealdad oscureciera, aunque en brasas ardientes le abrasara. Si un Tabera murió, quedó un Tabera; y si su deshonor está en mi cara, yo la pondré de suerte con mis manos, que espanto sea entre los más tiranos.
Página 28 - César, que los laureles romanos con sus hazañas afrenta, esa divina hermosura vió en un balcón, competencia de los palacios del alba, cuando, en rosas y azucenas medio dormidas, las aves la madrugan y recuerdan, y del desvelo llorosa, vierte racimos de perlas. Mandóme que de Castilla las riquezas te ofreciera, aunque son para tus gracias limitadas las riquezas. Que su voluntad admitas ; que si la admites y premias, serás de Sevilla el Sol, si hasta aquí has sido la Estrella.
Página 22 - Por la libertad y el oro no habrá maldad que no emprenda. Mira lo que puedo hacer; que lo haré, como yo pueda.
Página 18 - Déjame á mí con tu enojo, Y tú el gusto tener puedes; Que en la cámara del Rey, Y bien casada tu hermana, El tenerle es cosa llana. Mas no cumples con la ley De amistad, porque debías Decirle al Rey que ya estaba Casada tu hermana. Busto. Andaba Entre tantas demasías Turbado mi entendimiento, Que lugar no me dió allí A decirlo. Don Sancho. Siendo así, ¿No se hará mi casamiento?

Información bibliográfica