Historia de la literatura y del arte dramático en España, Volumen 3

Portada
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 83 - Señor lector, esta tragedia lea por mía, advirtiendo que está escrita al estilo español, no por la antigüedad griega y severidad latina; huyendo de las sombras, nuncios y coros, porque el gusto puede mudar los preceptos, como el uso los trajes y el tiempo las costumbres.
Página 397 - Pues ansí como el que lee una historia en breves planas, sin pasar muchas horas, se informa de casos sucedidos en largos tiempos y distintos lugares...
Página 333 - Galeras vi una vez ir por el yermo y correr seis caballos por la posta de la Isla del Gozo hasta Palermo, poner dentro Vizcaya a Famagosta, y junto de los Alpes Persia y Media, y Alemana pintar larga y angosta. Como estas cosas representa Heredia a pedimiento de un amigo suyo, que en seis horas compone una comedia.
Página 333 - Como las gotas que en verano llueven con el ardiente Sol dando en el suelo se transforman en ranas y se mueren, Assí al calor del gran señor de Délo se levantan del polvo poetillas con tanta habilidad que es un consuelo. Y es una de sus grandes maravillas el ver que una comedia escriba un triste que ayer sacó Minerva de mantillas.
Página 338 - Júpiter tonantes; que si bien consideras, en Toledo hubo sastre que pudo hacer comedias y parar de las Musas el denuedo. Mozo de muías eres; haz tragedias y el hilo de una historia desentraña, pues es cosa más fácil que hacer medias.
Página 338 - Guisa como quisieres la maraña y transforma en guerreros las doncellas, que tú serás el cómico de España. Verás que el histrión mímico en ellas gasta más artificios que Juanelo en el subir del agua con gamellas; hasta que aparador hace del cielo el scénico tablado, que ha servido de obsceno lupanar a vil martelo.
Página 285 - Llegaron á él muertos de risa y llenos de piedad todos, diciéndole: «Señor licenciado, vuelva en sí, y mire si quiere beber y comer algo por este desmayo.
Página 287 - Palestina, donde es fuerza que se rompa el velo del Templo en la tercera jornada, y se escurezca el sol y la luna, y se den unas piedras con otras, y se venga abajo toda la fábrica celestial con truenos y relámpagos, cometas y exhalaciones, en sentimiento de su Hacedor; que por faltarme los nombres que he de poner a los sayones no la he acabado.
Página 289 - Hubiéronse de caer de risa los oyones, y de una carcajada se llevaron media hora de reloj, al son de los disparates del tal poeta, y él prosiguió diciendo : — No hay que reírse ; que si Dios me tiene de sus consonantes, he de rellenar el mundo de comedias mías, y ha de ser Lope de Vega (prodigioso monstruo español y nuevo Tostado en verso) niño de teta conmigo...
Página 286 - ... y el ¡Cierra España! ¡Santiago y á ellos! y el jugar la artillería con la boca, como si hubiera ido á la escuela con un petardo...

Información bibliográfica