San Martín de Tours

Portada
Encuentro, 14 ene. 1998 - 164 páginas
En un momento en que los Padres del desierto, prinicipalmente en Oriente, seguían buscando la gran lucha, la de la confrontación directa con el demonio, Martín, con toda sencillez, sirve a un esclavo y le limpia los zapatos. La anécdota roza lo ridículo, y él lo sabe; lo que ignora es que está abriendo inmensas perspectivas en la vida cotidiana. Su ejemplo es muy importante, sobre todo porque responde a las necesidades de nuestro tiempo. Más de cuatrocientos municipios y unas cuatro mil parroquias de Francia llevan el nombre de san Martín. A él se le dedican iglesias en el mundo entero. Recordemos, además, que el término «capilla» proviene de la pequeña iglesia en la que se honraba su «capa». Es el momento del desmoronamiento del Imperio Romano. La Iglesia va a tomar a su cargo la reconstrucción de Occidente. Y, en esta tarea, Martín ocupa un lugar prominente, aceptando, contra su voluntad, el obispado de Tours, fundando en Marmoutier la primera abadía de Europa, evangelizando las zonas rurales y creando, en todos los múltiples lugares a los que fue, una vida comunitaria, a la que llamaos la parroquia. En las nuevas circunstancias históricas, Martín fue, y ésta es la gran lección del libro, un inventor, un innovador, profundamente impregnado del espíritu de su tiempo y del Evangelio.
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Índice

Sección 1
15
Sección 2
27
Sección 3
43
Sección 4
63
Sección 5
75
Sección 6
95
Sección 7
103
Sección 8
113
Sección 9
121
Sección 10
131
Sección 11
139
Sección 12
155

Términos y frases comunes

Información bibliográfica