Imágenes de página
PDF
ePub

señor, es tu voluntad de me quitar los Reynos que me diste, e que me vaya deste mundo, para donde la tu merced fuere. E, señor, sea la tu merced, que lleves la mi alma a la tu gloria sin fin, donde los tus santos son: e non sea desamparado de la tu grand misericordia. E otrosí, señor, non desampares estos Rey. nos de Castilla e de Leon, que fincan en tan grand desamparo por mengua de señor: nin quieras dar logar a los enemigos de la santa Fe Catholica, que querrán follar los tus santos altares, en que se consagra cada dia el tu santo cuerpo: nin des logar a los malos, que querrán andar sueltos por la tierra, faziendo mucho mal a los tus siervos, e robando los caminos: e dales algun pastor bueno, que los rija al tú servicio.“ Despues que esto ovo dicho , demandó el cuerpo de Dios, e recebióle mucho apuestamente, e muy bien, los finojos fincados e con grand devocion, llorando de sus ojos: e arrepintiendose de sus peccados. Quando todo esto ovo acabado, partiósele el alma del cuerpo, Jueves primero , dia de Julio, Era de mil e ciento e quarenta e tres años: e fué toda su vida setenta e tres años, e siete meses. E estonce los Condes e ricos omes, e los Perlados, e todos los otros omes que hy eran, fizieron muy grand duelo por él; e tovieronlo veynte dias en Toledo, faziendo cada dia muy grandes duelos por él. E de sí movieron dende con el cuerpo, e levaronlo en el monesterio cerca de sus mugeres, doña Guisabel, fija de don Luys, Rey de Francia, e doña Beatriz, fija del Rey de Inglaterra: ca en aquel monesterio fuera él criado un tiempo. E cantaronle muchas Missas, e fizieronle sus officios, como a tal señor qual él era pertenescia: ca el fué uno de los buenos Reyes que ovo en España: ca este mantudo sus Reynos en justicia, e en verdad: e nunca desaforó a ninguno de su señorio. E fizo mucho bien en monesterios, e en yglesias, e en espitales , por que deve haver la gloria de parayso. Amen.

Aqui se acaba la Chronlen del muy famoso Cavallero, ven.

cedor de batallas, Cid Ruydiez campeador.

En la qual van entremezcladas las chronicas de algunos Reyes, en cuyo tiempo él fué, porque no se podia escrevir de otra manera: y son estos : la Chronica del Rey don Fernando de Castilla y de Leon, primero deste nombre, que fué fijo del Rey don Sancho el mayor de Navarra, e de la Reyna doña Elvira, sija del conde don Sancho de Castilla, e nieta del Conde Garcia Fernandez, e visinieta del Conde Fernand Gonçalez, Assimesmo van aqui insertas las Chronicas de los Reyes don Sancho, él que murió sobre Çamora, e de don Alfonso, su hermano, él que ganó a Toledo, e de don Garcia, su hermano, que murió en el castillo de Luna: que fueron todos los fijos del dicho Rey don Fernando, e de la Reyna doña Sancha, que fué hermana del Rey don Bermudo de Leon, e fija del Rey don Alfonso de Leon, quinto deste nombre.

COMIENÇA LA TABLA

EN LA PRESENTE CHRONICA, DEL MUY FAMOSO, ESFORÇADO E INVEN.

CIBLE VENCEDOR Y NUNCA VENCIDO CAVALLERO CID RUYDIEZ.

[merged small][merged small][merged small][ocr errors][merged small]

CAP. I. De como reynó el Rey don Fernando el Magno,

e en que tiempo, e quantos fijos ovo en doña Sancha, su

mnger . . . . . . . . . . . . . . . CAP. II. De como se levantó Rodrigo de Bivar, e de donde

desciende, e como ovo su cavallo Bavieca: e de como amparó mucho la tierra, e de como prendió los cinco Reyes

moros . . . . . . . . . . . . . CAP. III. De como vino Ximena Gomez al Rey, e demandó

al Cid por marido . . . . . . . . . . . . CAP. IV. De como Rodrigo fué a Palencia al Rey por fecho

de casamiento, e se desposó ende con doña Ximena Gomez CAP. V. De como prendió el Rey don Fernando a su her

mano, el Rey don Garcia, e le soltaron los que le tenian

en guarda . . . . . . . . . . . . . . . CAP. VI. De como andavan los Reyes en contienda por la

cibdad de Calahorra, e fueron señalados Rodrigo de Birar

e Martin Gonçalez, que sobre esta razon fiziessen armas. CAP. VII. De como embió el Rey don Fernando por Ro

drigo, que estava en Romeria a Santiago: e de lo que allá le acaesció con san Lazaro, que le aparesció en manera

de gafo . . . . . . . . . . . . . . CAP. VIII. De como lidió Rodrigo con Martin Gonçalez

sobre Calahorra, e venció Rodrigo de Bivar, e mató a Martin Gonçalez, e quedó Calahorra con el Rey don Fernando . . . . . . . . . . . . . . . .

12

13

14

Pas

17

18

20

21

21

22

25

CAP. IX. De como mandó el Rey a Rodrigo, que embiasse

los Condes de la tierra, porque tratavan con los Moros

como le pudiessen matar . . . . . . . . . . CAP. X. De como mató el Rey don Fernando al Rey don

Garcia, su hermano . . . . . . . . . . . . CAP. XI. De como Rodrigo ovo lid campal con los Moros,

e los venció, e les quitó la presa que levavan . . . CAP. XII. De como el Rey don Fernando tomó a Cea, e

Govea, e la villa de Viseo, e otras fortalezas en Porto

gal: e mató al Moro que havia muerto al Rey don Alfonso. CAP. XIII. De como tomó el Rey don Fernando a Lamego,

e a Maguer, e a Malva, e al castillo de San Martin . CAP. XIV. De como el Rey don Fernando tomó a Coym

bria por consejo de Rodrigo de Bivar: e de como fué

armado cavallero en la Mezquita mayor a Coymbria . CAP. XV. De como fizo el Rey sus cortes en Leon, e ovo

su consejo : e de como fué elegido por Papa el Obispo

de Burgos, Clemente segundo . . . . . . . . . CAP. XVI. De como el Rey sacó su hueste sobre los Mo

ros, e les tomó muchos logares e fortalezas, e fizo su vas

sallo al Rey de Toledo . . . . . . . . . . . CAP. XVII. De como el Rey mandó fazer su sepoltura en

Leon, e como tomó otra vez a Coymbria, e de las cosas que ende fizo el Rid Ruydiez: e de como el Rey de Se

villa se fizo vassallo del Rey don Fernando . . . . . CAP. XVIII. De como los Obispos fueron por los cuerpos de

santa Justa e Rufina a Sevilla con otros cavalleros: e de

como el Rey don Fernando pobló la cibdad de Çamora .. CAP. XIX. De como traxieron a Rodrigo de Bivar parias los

Reyes Moros: e de como el Rey don Fernando mandó, que

dende adelante Rodrigo fuesse llamado mio Cid . . . . CAP. XX. De como llegaron a Sevilla los Obispos, e traxie

ron el cuerpo de san Isidoro a Leon: e de lo que les acaes

ció en Sevilla, e de las otras cosas e maravillas . . . . CAP. XXI. De como el Papa embió amonestar al Rey don

Fernando, que conociesse señorio al Emperador: e de las cosas que el Rey don Fernando fizo sobre este caso, e el mio Cid . . . . . . . . . . . . . . . . .

25

27

29

30

32 Pag.

33

35

36

37

38

CAP. XXII. De como embió el Rey a desafiar al Empera

dor e al Rey de Francia, por consejo del mio Cid: e de

lo que sobre ello sucedió, e de otras cosas notables. : CAP. XXIII. De como llevó el Rey don Fernando el cuerpo

de San Vincente de Avila a Leon, con grand parte de las reliquias de santa Sabina e santa Christina: e lo que quedó

puesto en San Pedro de Arlança . . . . . ... : CAP. XXIV. De como el Rey don Fernando se trabajava

en fazer buenas obras, e en fazer yglesias, e dotar los monesterios, e assimesmo la Reyna doña Sancha: e de como se le alçaron los Moros de Celtiberia e Carpentania, e de

otras cosas . . . . . . . . . . . . . . CAP. XXV. De como el Rey por acucia de la Reyna fué

sobre Celtiberia e Carpentania, e las puso so su señorio,

e de otras cosas . . . . . . . . . . . . . CAP. XXVI. De como España se començó a poblar en los

montes Perineos, e despues en los llanos, e ribera de Ebro: e de como san Isidoro aparesció al Rey don Fer

nando, e le dixo el dia e la horra que havia de morir. CAP. XXVII. De como el Rey don Fernando pensó de par

tir sus Reynos entre sus fijos . . . . . . . . . CAP. XXVIII. De como el Rey don Fernando partió sus

Reynos entre sus fijos, don Sancho, e don Alfonso, e don

Garcia, e doisa Urraca, e doña Elvira . . . . . . CAP. XXIX. De como el Rey don Fernando se mandó le

var a Leon: e de su penitencia e gloriosa muerte . CAP. XXX. En que se declara, por qué razon el Rey don

Fernando, fué Rey de Castilla e de Leon: e de la muerte del Rey don Bermudo, e quantos años reynó este Rey

don Fernando . . . . . . . · · · · · CAP. XXXI. De como vivió la Reyna doña Sancha dos años

despues de la muerte del Rey don Fernando, su marido. CAP. XXXII. De como el Rey don Sancho estava muy des

contento, e se sentia mucho agraviado de la particion que

el Rey don Fernando, su padre, havia fecho de los reynos. CAP. XXXIII. De como sacó el Rey sus huestes contra los

Moros e los sugetó: e fué sobre Çaragoça e la puso so su senorio . . . . . . . . .

.

.

[merged small][merged small][merged small][ocr errors][merged small][merged small]
« AnteriorContinuar »