El comunero: drama en dos cuadros y en verso, escrito expresamente para el Círculo de Moratín

Portada
D. Timoteo Arnaiz, 1868 - 32 páginas
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 59 - Nuestras vidas son los ríos que van a dar en la mar, que es el morir; allí van los señoríos derechos a se acabar y consumir: allí los ríos caudales, allí los otros medianos y más chicos; allegados son iguales los que viven por sus manos y los ricos.
Página 32 - Esta obra es propiedad de su autor, y nadie podrá, sin su permiso, reimprimirla ni representarla en España ni en los países con los cuales se hayan celebrado, ó se celebren en adelante, tratados internacionales de propiedad literaria. El autor se reserva el derecho de traducción. Los comisionados y representantes de la Sociedad de Autores Españoles...
Página 59 - Recuerde el alma dormida, Avive el seso y despierte Contemplando Como se pasa la vida, Como se viene la muerte Tan callando...
Página 44 - Donosa (por saber quién era), ¿ dónde es la vaquera de la Finojosa?" Bien como riendo, dijo: "Bien vengades; que ya bien entiendo lo que demandades: non es deseosa de amar, nin lo espera, aquesa vaquera de la Finojosa.
Página 2 - ES PROPIEDAD DE SU AUTOR. - QUEDA HECHO EL DEPÓSITO QUE MARCA LA LEY.
Página 26 - Yo escribí, y vos alcanzáis el premio del bien hablar. Famoso os hará el Quijote, y no es canto de poeta el daros famoso mote, es que con voz de profeta os lo dice el sacerdote; bien haya el ruidoso son que fijando mi atención aquí me trujo no en vano: Cervantes, ¿me dais la mano?
Página 23 - Salíme yo una mañana del sol al primer reflejo, con que su frente engalana, por la puente segoviana, entrada del Madrid viejo. Pensando...
Página 24 - Tal dijo el hombre y se fué murmurando no sé qué; la mujer rompió a llorar; yo me mantenía en pie y el muerto sin enterrar. Rompiendo por la espesura y echando atrás la sotana, con planta firme y segura, llegó a interponerse un cura entre el difunto y la hermana; y con mano poderosa, cavando con tino cierto, desdobló la hierba ociosa, rezó, bendijo la fosa y dió sepultura al muerto.
Página 18 - I Manr. Es una plata. Dios por fermosa, Dios por gallarda De mal te guarde, Bella serrana. Catal. Por sin ventura (Sin alzar los ojos.) Dios non me guarda. Manr. ¿ Amor dispierta Tan de mañana ? Linda paloma Descarriada, Deja los montes, Tórnate á casa, Mira que hay cuervos En la montaña. Catal. Por esas cumbres Baten las alas. Cuervos sangrientos Aqui non bajan, Que en estos valles Guardo mis vacas Y sas mugidos Los acobardan.
Página 38 - E1 que un solo pié adelante Sirve de pasto á los cuervos. — Señora, en este castillo (Bajando.) Nadie á mandar se propasa. Vasallos son de mi casa : Yo señor de horca y cuchillo. Si alguno hay que osado sea Conmigo en lucha á ponerse... Por mi madre que ha de verse En el rollo del aldea. Despejad. — Sal tambien. (A Bato.) Ald.

Información bibliográfica