Imágenes de página
PDF
ePub

Las descripciones están hechas mediante un detenido exámen de ejemplares procedentes de localidades distintas, y prévia consulta en los casos dudosos de personas peritas en el conocimiento de sus nombres vulgares.

No tiene este trabajo ciertamente la importancia de un estudio histológico, que, empezado ya para algunas especies, espero poder terminar á mi regreso al Archipiélago en cuanto las preferentes atenciones del servicio me lo permitan; pero incompleto y vago como lo presento, podrá quizás ser útil para la clasificacion de las maderas de aquel país, que tan erizada de dificultades se presenta, originadas en parte del gran número de especies diversas, importantes todas, que en él existen, y en parte de la falta de obras que sirvan de guía.

Obligado por espacio de más de un año á practicar diariamente reconocimientos y valoraciones de cargamentos, tuve sobradas ocasiones de lamentarme de la confusion que en esta materia reina y de la casi imposibilidad de vencerla.

Las cifras que expresan las cargas para averiguar la elasticidad y límite de resistencia, así como los pesos absolutos y específicos, son términos medios de los consignados en las tablas del Sr. Cortés para las principales maderas de diez y siete provincias de Filipinas. Difieren en su mayor parte de las que se expresan en el Manual del Ingeniero del coronel Sr. Valdés, y si las adopto con preferencia á éstas, es por dos razones: la primera, por saber que son fruto de muy detenidas y repetidas ex periencias, hechas con ejemplares de várias localidades diversas, que se expresan siempre, así como el Sr. Valdés dice parecerle supérfluas las repeticiones de aquel, por referirse á especies de un mismo género, que, en realidad, no difieren más que en el nombre tagalo, lo cual, francamente, no comprendo, pues no sólo especies de un mismo género pueden tener y tienen por lo comun distintas propiedades, sino que hasta las presentan, no pocas veces, muy idénticas especies, vegetando en diversas localidades, por

[ocr errors]

me

lo cual, sólo con alguna aproximacion se pueden determinar las de la especie promediando los resultados de numerosas experiencias: el segundo motivo depende de la consideracion de que hallándose la obra del Sr. Valdés en manos de la mayor parte de los Ingenieros, fácilmente pueden ver en ella lo que acerca de este particular dice, miéntras que no les es dado adquirir de igual modo los datos de las tablas citadas por no haber tenido publicidad.

Las preciosas maderas que se producen en los extensos montes de Filipinas son dignas de ser conocidas en Europa , pues me atrevo á asegurar que no tienen quizás rival para la construccion de buques, y sabido es lo mucho que ya van escaseando en los arsenales y astilleros, en donde se hace gran consumo de las mejores de la India inglesa, con las cuales pueden rivalizar dignamente las de los montes de Filipinas.

El fomento de los bosques filipinos ha de producir al Estado, que es el principal propietario de ellos, pingües rendimientos si por parte del Gobierno recibe el impulso que debe dársele.

En las citas de localidades he sido parco, por hallarse cuantos detalles podia dar en la mencionada Memoria de produccion, en que se enumeran en las distintas provincias del Archipiélago las especies arbóreas más importantes que pueblan sus montes. Finalmente, si se dá el peso en el aire de la pulgada cúbica en vez de hacerlo del decímetro cúbico, es por creerlo de mayor utilidad práctica á los comerciantes en maderas para hacer los cálculos del peso de las piezas, segun el marco usual en Filipinas, al embarcarlas, y aun á tener presente sólo sus necesidades, lo hubiera calculado por punto cúbico (1) para facilitar la formacion de unas tablas en las que se hallasen los pesos

(1) La vara de los maderistas de Filipinas se divide en 30 puntos.

es e

de las piezas de escuadría más usual, segun sus longitudes.

1. Acle. Mimosa Acle, Bl. (Fam. Leguminosas.) Árbol de primer orden; su madera es roja-oscura apagada, de textura sólida, fibra ondeada, poros poco marcados y no tiene olor sensible; rompe en astilla larga y da una viruta áspera y poco enroscada. — Abunda en muchos puntos del Archipiélago.-Se emplea en construcciones de edificios y de buques; su carbon, negro brillante, dicen que es excelente.—Elasticidad 0,004 m., de alargamiento de la fibra con una carga de 5,751 kg.; resistencia límite determinada por la ruptura al peso de 40,594 kg.; peso en el aire 9,29 gr. la pulgada cúbica; peso específico 0,709. Resultados medios de seis experiencias con ejemplares de distintas provincias.

2. Amuguis ó Amoguis.Cyrtocarpa quinquestila, Bl. (Fam. Anacardiáceas.)-Madera de color rojo-claro á rojo de carne uniforme ó con manchas plomizas; textura medianamente compacta; poros numerosos y de regular tamaño; radios medulares de primer órden bien marcados, los secundarios apenas visibles; rompe en astilla larga. Dá buena tablazon, que se emplea en las construcciones de edificios y de buques. Esta madera gozaria mucho aprecio si no fuera tan atacada por el anay; recien labrada despide un olor desagradable.—Elasticidad de 0,005 m., con el mismo peso que la anterior; resistencia límite á un peso de 23,924 kg.; peso en el aire de 7,414 gr. la pulgada cúbica; peso específico 0,538; promedios de dos experiencias en ejemplares de dos provincias distintas. Abunda en muchos puntos de las islas.

3. Anagap ó Anagat.-Mimosa scutifera, Bl. (Fam. Leguminosas.)– Árbol que alcanza hasta 20 metros de altura. Madera de color amarillo pardusco, de textura fina algo vidriosa; rompe en astilla larga; es de mediano uso en la construccion civil. Elasticidad dada por un alargamiento de 0,006 m.; resistencia máxima de 23,465 kg.; peso en el aire de 6,389 gr., y específico de 0,486. Se encuentra con frecuencia en los montes de Bataan, de donde proceden los ejemplares que sirvieron para determinar sus propiedades. -4. Antipolo. Artocarpus incisa, L. (Fam. Artocarpeas, R. Br.) — Árbol que se hace de primera magnitud, comun en todo el Archipiélago, su madera es de color variable; pero siempre de tintas amarillentas, desde el amarillo de paja y amarillo de canario, hasta el dorado tostado y pardusco; á veces presenta muchas manchas blanquizcas; su textura es estoposa y los poros se marcan mucho; rompe en astilla larga. Se usa para tablazon de edificios y embarcaciones menores, y algo tambien en ebanistería, sin que se tenga en mucho aprecio. Elasticidad 0,007 m.; la ruptura se verifica con un peso de 34,235 kg.; peso en el aire de 7,590 gr., y específico 0,593. La elasticidad y resistencia se experimentaron en siete ejemplares, los pesos en cinco, la elasticidad oscila de 0,0024 m. (ejemplar de la Laguna), hasta 0,017 m. (idem de Nueva Ecija).

5. Anubion, anubiong ó anubin.Artocarpus ovata.(Fam. Artocarpeas, R. Br.)– Árbol de segundo órden, frecuente en casi todas las islas. Madera amarillenta pardusca, de textura fina y poros poco marcados; rompe en astilla corta. Los indígenas la emplean bastante en la construccion de sus casas para piés derechos (harigues).- Elasticidad de 0,005 m.; resistencia límite á la carga de 25,765 kg.; peso en el aire de 6,99 gr., y específico 0,593.

6. Anusep ó anusip.— Falta determinar la especie botánica. La madera es de color rojo tostado, y en algunas variedades rojo ceniciento, poros poco visibles, textura fina y algo estoposa, rompe en astilla larga. Se usa, aunque no mucho, en construccion civil. Elasticidad 0,004 m.; resistencia máxima con una carga de 36,938 kg.; peso en el aire de 16,339 gr., y específico 0,870, resultado de dos experiencias; los pesos oscilan entre límites muy distantes, pues un ejemplar de Bataan dió en

na

el aire un peso de 8,240 gr., y específico de 0,643, y otro de Nueva Ecija 13,025 gr. y 1,097 gr.

7. Apiton-Dipterocarpus grandiflorus, Bl. (Mocanera grandiflora, Bl.) (Fam. Dipteráceas.)– Árbol de primera magnitud, cuyo tronco destila una gomo-resina olorosa y espesa, parecida á la que en el comercio se conoce con el nombre de malapaho, empleada para barnizar muebles; pero á la cual no puede sustituir.— Su madera es de color ceniciento-verdoso ó pardo verdoso con manchas más claras ó blancas, la textura fina, es vidriosa, no tiene olor notable, y rompe en astilla larga. Se halla con frecuencia en las islas, especialmente en el Sur de Luzon, Mindoro, Visayas (del distrito de la Concepcion se ha sacado bastante para los puertos de China), Marinduque, etc. En construccion se emplea como madera de hilo y tambien aserrada en tablones; no pasa, sin embargo, de ser de tercero ó cuarto órden. Un ejemplar de Mindoro dió una elasticidad representada por 0,005 m. de alargamiento, con el mismo peso que el cargado en las anteriores, y se rompió al de 21,624 kg.; su peso al aire resultó de 7,565 gr., y el específico 0,615.

8. Aranga.—No me es conocida la especie botánica. La madera presenta un color rojizo con vetas amoratadas, es de textura compacta y fibra recta, algo vidriosa; se usa en construccion naval. — En Tayabas se encuentra con bastante frecuencia. Faltan experiencias en averiguacion de su elasticidad, resistencia, peso en el aire y específico.

9. Asana.—Véase Narra. 10. Balayon.-Véase Tindalo.

11. Banabá. Hay dos variedades principalmente de color, la roja y la ordinaria ó blanca, ambas de una misma especie, que es la Lagerstræmia speciosa, Pers. (Fam. Lythrariáceas, Lind., ó Salicarieas, Juss).—Es un árbol de 10-12 m. de altura, y á veces mayor. Su madera es apreciada por su tenacidad para toda clase de obras, resistiendo bien á la intemperie y de

« AnteriorContinuar »