Imágenes de página
PDF

Paca mas perfecto cono- de la.Iglesia, y Obispalia de:

Oviedo.

DON GUILLEN.

'.•..'. ...

Desde el año de 1390. hasta.
''. . el de 1412.
"• • ., '.'.' . . ... . » ' '.. V

El cisma que por estos años turbaba á la Iglesia por la eleccion de dos Papas, fue

cimiento de la familia de Don Gutierre, debo advertir, que no solo^Tel Fernandez de Toledo vivió en Asturias en compañía del Obispo , sino tambien dos sobrinos llamados Garcia 'Juste, que fue Canonigo de aquella Iglesia, y un hermano del mismo Obispo, llamado

Esteban Fernandez, que fue motivo de que viniesen a Es Arcediano de Babia. Tubo paña algunos extrangeros pa

tambien una hermana llamada Doña Gomez, la qual se casó con Lope Gonzalez de Quirós. Este Caballero fue hijo de Gonzalo Bernaldo de Quirós, en cuyo favor esca

ra promover, segun pienso, el partido de Clemente VII. que en estos Reynos logró la mayor aceptacion en el Rey Don Juan, y en los Prelados, y Señores de estas Provin

bió Don Enrique II.. al Obis- cias» En el principio de su po Don Gutierre, para que Antipapado, envió Clemen

le restituyese las Encomien das que le habia quitado, y asimismo a sus hijos Gutierre Gonzalez, y Lope Gonzalez, como queda referido en las memorias de nuestro Prelado. Movido el Obispo de la recomendacion del Rey, y en los años adelante del parentesco con aquélla Moble familia de Asturias y díó alds dichos hermanos varias En comiendas, como a Caballeros c con cuyo poder,y autoridad estarían bien defendidas las rentas, y haciendas

te VII. á Pedro de Luna, Cardenal de Aragon , para que diese a los Reyes de España noticia de la. eleccion que se habia hecho de ',u persona para el sumo Pontificado. Es muy creíble que con Pedro de -Luna , vino también Don Guillen , el qual era Francés" de nacion, y criado, ó. segun otros, Maestro de Clemente VIL Hallandose, pues, en estos Reynos, y vacando el Obis» pado de Oviedo , por muerte del insigne Prelado Don

...'.!.'... .1 . o" Gu.

Gutierre de Toledo, mere- Oviedo, yi Don Pedro de cio por su mucha virtud", y Velorado, su Confesor , los literatura ser nombrado para quales fueron á Valludolid, y el gobierno de esta Sede. Ha- habiendose juntado doce , ó bia tomado ya posesion en catorce Monges que vinieron 12. de Octubre del año de de Sahagun, y. del Priorato 1390. como se comprueba de San Salvador del Nogal, del traslado que en este día, donde presidia el V. Fr. Any ano se dio en Valencia de tonio de Ceynos, se hospedaron en el Alcazar viejo. iEn Martes 27. de Septiembre de dicho año 1390, estando.los Monges en una Capilla del Palacio, dedicada a San II

Don Juan, del testamento del predecesor Don Gutierre á instancias del mismo Don Guillen , con el título" de Obispo de Oviedo.

.En el mismo año de 1390. defonso, llegó el Obispo con confió el Rey Don Juan al el Confesor del Rey, y enObispo Don Guillen una co- tregando una Bula de Boni

sa de tan grave importancia, como la fundacion del célebre Monasterio de San Benito de: Valladolid. Juan Antolinez de Burgos refiere en la Histo* ría manuscrita de esta Ciudad,

lacio IX. para la fundacion del Monasterio , ante Sancho Gonzalez , Escribano Real, y del Número de Valladolid, propuso las condiciones con que el Rey les! daba aquel

que entre las ruinas !que el Palacio, y lo erigía en Mo Rey Don Enrique causó en nasterio. Aceptadas' por los

las reñidas guerras que tubo con su hermano el Rey Don Pedro, fue una la del Monasterio de San Benito de Valladolid. Deseaba el mis

Monges las condiciones, y obligaciones que se les imponían , se les hizo la entrega del. Alcazar, cuya Capilla, dexado el nombre de San li

mo Principe restaurarlo du- defonso, se. llamó desde en

[merged small][merged small][ocr errors]

te de la Ciudad, se. juntaron, po el privilegio que el Rey

~e hicieron una solemnisima procesion. Concluida ésta, dixo la Misa de Pontifical el Obispo, y la oficiaron los Monges. Acabada esta funcipn les ©frecióLDon Guillen por grande, y primera dádiva dos libros, el uno se intitulaba Líber'de Virtutibfis, el segundo Const'úutiones Pat. Beneduti, las quales, dice el autor citado , se conservaban en la Biblioteca del Monasterio. De este modo tubo principio el famoso Monasterio que hoy día existe en Valladolid , a cuya observancia se debe haber sido sus Monges los primeros que solicitaron la union, y la reforma. Nombróse por su primer Abad el referido Fr. Antonio. de Ceynos, cuya vxitud.estableció un.modo de vivir; mas perfecto que el. que observaron los Monges en el Monasterio del Nogal, que se aprobó por Benedicto XIII. con h condicion, de que aquella casa fuese dependiente de la de Sahagun , .lo: que no duró sino hasta el año de 1425. -, En 1391. se celebraron Cortes en Madrid , y encellas confirmó Don Enrique;III.! a peticion de nuestro Obis-?

Don. Juan su padre habia concedido al Obispo Don Gutierre , para que los Adelantados , y Merinos del Rey no exerciesen su autoridad, y jurisdiccion en las tierras de la Iglesia de Oviedo. En el año siguiente , teniendo el mismo Principe Cortes en la Ciudad de Burgos, Cámara entonces de Castilla, firmó Don Guillen el privilegio con que Don Enrique ratificó otros muchos que el Santo Rey Don Fernando, y los demás Reyes hasta su' tiempo , habian concedido al: Monasterio de Santa Maria de Revilla, que antes se dixo Rocamador. La data de este privilegio confirmatorio diQe, que fue dado en las Cortes de la muy noble Cibdad de Burgos, cabeza de CastieMa!' é Cámara Real en :2o.i dias de Febrero, año del nacimiento de nuestro Señor JcsuChristo deMCCCLXXXXU.: años: En el de 1393. ganó este Prelado una executoría del: Consejo Real en él pleyto que siguió a favor de su Iglesia ,v .sobre el portazgo de Olloniego;, y la escritura que> se hizo de esta sentencia ;fuo dadacqnicBurgos á 28. de Ju-;

Ko, y se conserva auténtica en el Archivo de esta Iglesia.

En los años siguientes se ofrecieron varios sucesos en que Don Guillen tubo que exercitar su paciencia, y la constancia de su ánimo. El Conde Don Alonso, que en el año de 1383. habia sido despojado de sus Estados, y echado de Asturias, fue luego enviado preso al Castillo de Montalvan, por ciertas cartas que se decia haber escrito á Portugal. Estubo despues encarcelado en el Alcazar de Toledo, y despues en el Castillo de Almonacid, por disposicion de Don Pedro Tenorio, Arzobispo de Toledo, y finalmente en MonreaJ, donde se mantubo hasta el Reynado de Don Enrique III. En las discordias que algunos Señores tubieron entre sí ocasionadas de la menor edad de este Rey, logró el Conde su libertad de la manera que diré luego, y viendose ya suelto, y movido de su genio, nada corregido con el castigo pasado, sino siempre inquieto, y bullicioso , se fue á Asturias, y se apoderó de la Ciudad de Oviedo , y de los Estados de Noreña que el Rey Don Juan

Tomo XXXIX.

habia concedido á Don Gutierre, Obispo de Oviedo, en las Cortes que se celebraron en Segovia , como dexo referido. En esta aflicion favoreció Dios al Obispo Don Guillen , y á su Iglesia en el mismo año en que le sucedio. este trabajo. Porque viniendo el Rey a Oviedo para remediar aquellos daños, consi ♦ guió en medio de su corta edad que el Conde saliese de Oviedo, y restituyó al Obispo Don Guillen los Estados de Noreña, con que su padre enriqueció aquella Iglesia , dando testimonio de su devocion a la sagradas Reliquias que alli se veneran.

Los vecinos del Concejo de Llanera, probaron tambien la paciencia de este Prelado , levantandose contra él por los agravios que, segun alegaron en el principio del sucesor de Don Guillen, les hacian los Comenderos que les habia nombrado para las tierras de su Concejo que eran de la Iglesia. El Obispo se vid forzado á excomulgarlos, y ponerles entredicho, y en tal estado permanecieron por espacio de 4. años, y hasta que habiendo. muerto Don Guillen, y entrado en el goC 3 bier* biemo del Obispado el sucesor Don Diego Ramírez, se arrepintieron de su hecho, y prometieron obediencia a su Señor, y Prelado, y cumplieron con humildad la penitencia que les fue impuesta , como se verá luego.

En el año de 1411. dirigieron a este Obispo algunos Concejos de su Diócesis cier1 tas representaciones en que se querellaban de las molestias .que recibian de los demanderos, cuya multitud les ponía en confusion; y al mismo tiempo rogaban a su Prelado los enseñase en qué podrían emplear sus limosnas de manera que fuesen para mayor. servicio de Dios, remision de sus pecados, y provecho de sus almas. Don Guillen respondió á estas querellas, dirigiendo á los referidos Concejos la carta siguiente , en que manifestó bien su devocion á la Orden del glorioso Padre San Francisco.

Don Guillen , por la gracia de Dios, é de la Santa Sede Iglesia de Roma , Obispo de Oviedo: A todos los fieles Christianos, asi Clérigos , como Legos de nuestro Obispado, salud, y bendicion. Sepades, que en la San

ta Synodo , que Nos celebramos en nuestra Iglesia Catedral de San Salvador de Oviedo, sejs dias del mes de Mayo, este año de la fecha de la carta , nos fueron fechas peticiones , é querellas de ciertos Concellos, é comarcas de este nuestro Obispado, diciendo, que por quanto las elemosinas , é demandas que facian en cada tina selmana, eran muchas, y los Pobladores eran mucho enojados, é infestados por la instancia grande de los muchos demandadores, é no podian comprir, ni abastar á tantas demandas, por ende, que nos suplicaban humiliosamente, asi como a su Prelado, é espiritual Pastor, que les declarasemos , quáles eran las mellores elemosinas, é mas espirituales en que mellor podian a Dios servir, e de que podian haber mayor galardon, é perdonancia de sus pecados , para ganar la gloria del Reyno celestial. Onde Nos veyendo sus querellas , é justas peticiones, é queriendo-' los proveer de remedio convenible, é porque la buena devoción de los fieles Christianos no sea turbada: Mandamos á todos los Arciprestes,

« AnteriorContinuar »