Imágenes de página
PDF

Carta novena.—Pliego 3, llana 3, línea 7: “indicios de que suele sacar gran partido la filosofia: pero á mi me dejaron en la misma obscuridad” debe decir; pero la falta de ellos me dejó en la misma obscuridad &c., porque ya supone que no encontró ningunos y así no fué la obscuridad de los indicios: sino su falta la que le dejó en obscuridad. * Pliego 4, llana 4, línea 23. “Esta necesidad va estrechando mas y mas entre sí el amor recíproco de los Vaqueiros &c.” es menester suponer que sea entre los de la misma braña para que no se oponga á lo que va dicho de la falta de comunicacion de una braña con otra. Pliego 6, llana 13, línea 2: “muchedumbre de escrituras &c. Seria muy del caso se citasen con individualidad algunas de estas escrituras, y mas cuando no siendo tan necesario se copia en la carta 2? la Real órden de 1514 comunicada á Pedro Larrea. Las conjeturas sobre el oríjen de los Vaqueiros no son concluyentes, aunque muy del caso para desterrar la odiosa distincion opuesta á toda buena política. En Asturias es muy comun una copla que denota una antigüedad muy grande de los Vaqueiros especialmente de los que se apellidan Feitos y Garridos: dice así: • Antes que Dios fuera Dios Y el sol diera por los riscos, Eran ya los Feitos Feitos * Y los Garridos Garridos. Carta, décima—Pliego 2.o, llana 2, línea 13 “y en todos observados los modulos &c.” Se puede retocar esta espresion. Llana 3, línea 10: “Atenidos á imitar servilmente la naturaleza &c.” Estos escultores de quienes se habla mas, pecaron por alejarse de la naturaleza que por imitarla servilmente. ... Por último el fin, ó conclusion de todas las cartas es demasiado uniforme y convendria variarle.

[ocr errors]
[merged small][merged small][ocr errors][merged small][merged small][ocr errors][ocr errors]

Narrespose suscrito la Real Sociedad Económica al compendio industrial que publica la Sociedad Politécnica de Paris, parece muy regular se traduzcan aquellós artículos que por su importancia, por su novedad, 6 la utilidad que puedan prestar al pais lo merezcan, y esta es la razon que nos mueve à insertar estos artículos en las Memorias de la Real Sociedad Económica.

[merged small][merged small][merged small][merged small][merged small][ocr errors]

Camino de hierro electro peumático, propuesto por Mr. Joboard Director del Museo industrial.

El inconveniente mas grave de los caminos de hierro atmosféricos, consiste en la hendidura y la bálvula lonjitudinal necesarias para unir el émbolo con el convoy ó tren. Si fuera posible hacer trabajar el émbold en el interior de un tubo sin hendidura, sin bál

vula y completamente cerrado, estaria resuelto el problema; y no o « 5

pasaria mucho tiempo sin que sustituyesen completamente los caminos atmosféricos á los de hierro, por la triple ventaja que presentan, en su seguridad, rapidez y economía. Es tal la conviccion en Inglaterra de que los locomotores son el cáncro de los caminos de hierro, que cualquiera proposicion por estravagante que sea, que prometa remplazarlos, encuentra al golpe fondos para esperimentarse, así es que sucesivamente se han ensayado, la cuerda, el sistema Somuda, y aun los rollos de Hallette y otra infinidad de medios, mas ó ménos injeniosos 6 raros, que en los modelos en pequeño llenan bien su objeto, pero que aplicados en grande han fallado completamente. Esto nos prueba cuan vivamente se siente la necesidad de sustraerse al gusano roedor de los locomotores. Es imposible que dirijida como lo está la imajinacion de todos los inventores hácia un mismo punto, no llegue al fin á conseguirse lo que se busca; ya muchos de ellos, han pensado en la fuerza magnética, como un medio para unir el émbolo por un lazo inmaterial al tren: y tenemos la prueba que algunos de nuestros amigos se han ocúpado de esto. - r Solo citaremos á los Sres. Mousson, Deschevauden de Surich, Bokguis y Belli de Pavia, Cristoforis y Magsini de Milan, y Dolfus y Saladin de Mulhouse. Pero todos han confesado que les habia detenido la frotacion considerable que el émbolo levantado por un solo iman, debia ejercer contra la pared del tubo en lo interior. Cabalmente es esta la dificultad que nos parece haber vencido, poniendo dos hileras de imanes á derecha é izquierda del tubo, de modo que pueda establecerse una especie de equilíbrio electro-dinámico que reduce las frotaciones á simples diferencias entre las fuerzas correctivas de los imanes opuestos. Durante mucho tiempo las esperiencias galvánicas no pasaron las puertas de los gabinetes en donde se hacian, y no se aplicaban á la pràctica industrial, hoy dia ya no se ve el límite de su aplicacion, El iman solo parecia apropósito para atraer limaduras de hierro,6 para juegos de mano: mas en la actualidad se ha encontrado su aplicacion, no como fuerza motriz, pero sí como directriz de piezas cuyo juego debe efectuarse en lo interior de ciertas máquinas, sin conexion material con la parte esterior; así pues puede el iman atraer y colocar en su lugar un indicador de resorte, eolocado en el tubo de un manómetro, conducir un afilado cuchillo de acero por entre dos piezas de terciopelo que deben separarse, guiar circularmente una lanzadera entre los hilos del bastidor de un telar, producir impresiones ó hacer agujeros de adentro para fuera en ciertas piezas de vidrio, trasladar por la atraccion un color ferrujinoso de un

grabado á una planchuela metálica, ó cualquiera tela. 4

Estas indicaciones serán muy suficientespara llamar la atencion de los industriales, hácia la aplicacion de la fuerza magnética que —235estudian en este momento todos los sabios de Europa, con un ardor que no tardará en tener su recompensa, encontrando brillantes resultados. El profesor Webber de Leipzig ha descubierto ya cierto modo ó combinacion, con la cual produce imanes permanentes de una fuerza desconocida hasta el dia. Mr. Babinet ha logrado siguiendo las indicaciones de Couion, el mismo resultado: Magsinj acaba de inventar una balanza muy sencilla é injeniosa para medir empíricamente la fuerza de los imanes: Haldette ha logrado hacer patente, que la interposicion de un cuerpo cualquiera no altera ni modifica la esfera de intensidad de los imanes: y todos conocen los bellos esperimentos de Faraday sobre la polarizacion de la luz por los imanes: el profesor Mousson se ocupa en este momento de perfeccionar su instrumento: Jacobi y Leus han publicado una ley, por la cual resulta, que cuando no se está limitado por masas de hierro ó por lo largo del hilo enroscado, pueden conseguirse electro-imanes, de la fuerza que se quiera, sea cual fuere la fuerza de la pila que se emplee. En este momento se hacen en Londres esperiencias que prueban la posibilidad de suspender pesos de muchas toneladas, por medio de imanes temporarios, excitados por una fuerte pila. Sometemos al estudio de los fisicos eléctricos, la cuestion siguiente. • , o ¿Será cierto que la esfera de atraccion de los imanes temporarios sea infinitamente menor que la de los imanes permanentes, de la misma fuerza al contacto? Esta observacion es de un maestro de óbras de la fábrica de armas de Liege, Mr. Megnic, que se ha ocupado mucho de los motores electro-magnéticos, y que ha adelantado algo en la solucion de este problema. Esta digresion de nuestro asunto principal, es con el objeto de probar que el estudio de las propiedades del iman, tanto tiempo abandonado, vuelve ahora á ocupar todos los entendimientos. En este momento hay una discucion científica en Londres entre los Sres. Bausill y William William, no sobre la posibilidad de establecer un sistema de locomocion magneto-atmosférico, pero sobre las mejores combinaciones que deban efectuarse, para obtener una mayor fuerza coercitiva entre los imanes y el émbolo metálico. Estos sabios están de acuerdo, en admitir que cualquiera que sea la sustancia colocada entre el iman y su armadura, no disminuye la influencia magnética, ni se desvia: por esta razon, el tubo puede ser de cobre, de zinc, 6 de hierro colado de algunos milímetros. Pero cierto es, que cuanto ménos sea la separacion será mejor, y que aunque sea muy pequeña siempre resultarán grandes pérdidas en razon inversa del cuadrado de las distancias, y quizá aun mas. Pero la posibilidad de aumentar el número de imanes segun se quiere, permitirà siempre el llenar estas pérdidas de fuerza. Y suponiendo por ejemplo que un electro-iman que pueda sostener en contacto, 1000 kilógramos, no puede sosténer mas que 50 ó 60 milímetros, se necesitarian solo 8 imanes semejantes para obtener 400 kilógramos,

[ocr errors]

fuerza suficiente para arrastrarun gran convoy, y como pueden colocarse un mayor número, bajo un solo carro, y hacer el émbolo tan largo como se quiera, hay como suele decirse mucho paño que cortar por este lado. La separacion lateral de los imanes, ofreciendo ménos resistencia que la separacion perpendicular obligará á colocar los imanes en posicion inclinada, así como la armadura del émbolo, para acercarse cuanto se pueda á la accion directa. Colocando los imanes á derecha é izquierda, y aun arriba del tubo, el émbolo, atraido por fuerzas opuestas iguales, se quedará digámoslo así, como suspendido enmedio del tubo: y las guarniciones de cuero que tenga, no esperimentarán una gran frotacion, al paso que la facilidad que se tenga en prolongarlo por medio de fracciones movedizas horizontales para pasar las curvas, presentando mas armaduras para los imanes; todo esto decimos, proporcionará mejores facilidades de construccion. Puede el émbolo recibir su impulso por el aire comprimido ó por el vacio, 6 bien por estos dos medios juntos; mas consideramos preferible al primero, para cortar los aplastamientos que esperimentan los tubos muy delgados, los cuales se aplastan bajo la presion de una atmósfera, al paso que resisten presiones muy fuertes interiores. Las máquinas estacionarias inyectoras, podrán colocarse á largas distancias. El medio de hacer las paradas en las estaciones, es muy sencillo: serà suficiente acortar los frenos, para que el obrero fogonero, vea la ascencion del mercurio en un manómetro á la vista, que esté en comunicacion con el tubo. Entónces detiene el juego de la máquina inyectora, y no vuelve á ponerla en ejercicio 6 accion sino cuando ve bajar el mercurio, señal que el convoy está otra vez en movimiento. El fogonero sabrá por otra parte, en que punto de la línea se halla el convoy; consultando el contador, que le indicará el número de golpes de émbolo que ha dado la máquina, de donde deducirá fácilmente el lugar que ocupa el tren. El carril del medio que lleva el tubo, ofrece vàrias ventajas, primero el llevar el freno, y despues dos roldanas con sus círculos de acero templados colocados por debajo de los rebordes del carril; para impedir la frotacion y el descarrilamiento, y para facilitar el paso de las curvas, colocando este carril director un poco excentricamente, de manera que corra la rueda esterior sobre su gran cono, y la interior sobre el pequeño. Cualquiera que sean las esperiencias, para resolver este interesante problema, Mr. Busill espresa el deseo que no se deje nada por hacer, para obtener un resultado completo, por las ventajas inmensas que deben conseguirse, y son la supresion de las cuatro causas principales que han ocasionado todos los accidentes que han sucedido hasta ahora, à saber. 19 el descarrilamiento, 2.o los encuentros, 39 los incendios y 49 las esplosiones. * - *

« AnteriorContinuar »