Obras de d. J. García Icazbalceta ...

Portada
Imp. de V. Agüeros, editor, 1896
 

Comentarios de usuarios - Escribir una reseña

No hemos encontrado ninguna reseña en los sitios habituales.

Páginas seleccionadas

Otras ediciones - Ver todo

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 218 - Mostrarlo puedo en muchos este día, Y en dos os quiero dar llenas las manos, Uno de Nueva España y nuevo Apolo, Del Perú el otro, un sol único y solo. FRANCISCO el uno DE TERRAZAS tiene El nombre acá y allá tan conocido.
Página 285 - Viene de España por el mar salobre a nuestro mexicano domicilio un hombre tosco, sin algún auxilio, de salud falto y de dinero pobre. Y luego que caudal y ánimo cobre...
Página 349 - Y cosa de gran desacato y desvergüenza parece que ante el Santísimo Sacramento vayan los hombres con máscaras y en hábitos de mujeres, danzando y saltando con meneos deshonestos y lascivos, haciendo estruendo, estorbando los cantos de la Iglesia, representando profanos triunfos, como el del Dios del amor, tan deshonesto y aun a las personas no honestas tan vergonzoso de mirar...
Página 110 - Martín Enríquez, teniendo deseo de saber estas antiguallas de esta gente con certidumbre, mandó juntar las librerías que ellos tenían de estas cosas, y los de México, Tezcuco y Tulla se las trajeron, porque eran los historiadores y sabios en estas cosas.
Página 282 - Minas sin plata, sin verdad mineros, Mercaderes por ella codiciosos, Caballeros de serlo deseosos, Con mucha presunción bodegoneros; Mujeres que se venden por dineros, Dejando á los mejores más quejosos; Calles, casas, caballos muy hermosos, Muchos amigos, pocos verdaderos. Negros que no obedecen sus señores, Señores que no mandan en su casa, Jugando sus mujeres noche y día: Colgados del Virrey mil pretensores, Tianguez (*), almoneda, behetría, Aquesto, en suma, en esta ciudad pasa.
Página 321 - Estaba tan adornada la morada de Adán y Eva, que bien parecía paraíso de la tierra, con diversos árboles con frutas y flores, de ellas naturales y de ellas contrahechas de pluma y oro.
Página 316 - Castilla, y hanse multiplicado en tanta manera que es cosa increíble; las matas son muy mayores que en España, y todo el año tienen flores. Había obra de mil rodelas hechas de labores de rosas, repartidas por los arcos, y en los otros arcos que no tenían rodelas había unos florones grandes, hechos de unos como cascos de cebolla, redondos, muy bien hechos, y tienen muy buen lustre; de éstos había tantos que no se podían contar.
Página 283 - Niños soldados, mozos capitanes, Sargentos que en su vida han visto guerra, Generales en cosas de la tierra, Almirantes con damas muy galanes: Alféreces de bravos ademanes, Nueva milicia que la antigua encierra, Hablar extraño, parecer que atierra, Turcos rapados, crespos alemanes. El favor manda y el privado crece, Muere el soldado desangrado en Flandes Y el pobre humilde en confusión se halla. Seco el hidalgo, el labrador florece, Y en este tiempo de trabajos grandes, Se oye, se mira, se contempla...
Página 111 - ... porque tenían sus figuras y jeroglíficos con que pintaban las cosas en esta forma, que las cosas que tenían figuras las ponían con sus proprias imágenes, y para las cosas que no había imagen propria, tenían otros caracteres significativos de aquello, y con este modo figuraban cuanto querían...
Página 235 - Mas como ni salvarla peleando pudiese, ni morir en su presencia, tal vez al enemigo amenazando, tal vez pidiendo humilde su clemencia, sin otro efecto los seguí luchando con el dolor rabioso y la paciencia, hasta llegar al río do se entraban en casas de madera que nadaban.

Información bibliográfica