Imatges de pàgina
PDF
EPUB

Asturias y Galicia , no fue pa- de los Suevos, y del Rey Gora denotar una precisa Provin- do Recesvintho se habló ya cia (pues aun en tiempo de en el Tomo IV. (1) donde nos Agripa no se reducia la Espa- remitimos. ña Ulterior a las gentes citadas, debiendose añadir la Tur Nueva observacion sobre un detania para completar la Pro- yerro del Itinerario de'. vincia Ulterior). El juntarla's in Antonino. in : fue porque añadiendo à la Lu 18 Con motivo de los lisitania la Galicia', se comple mites de la Lusitania ocurre taba el espacio occidental de una grave dificultad en el ItiEspaña hasta el Norte , en cu- nerario de Antonino, donde ya conformidad se conocia de hay un viage desde Mérida à un golpe la dimension total de Zaragoza , intitulado Per Lus la Costa del Oceano. Pero en sitanian: 'segun cuya exprevista de las medidas señaladas, sion, parece debe reconocerse recélo que hablan en estylo termino de Lusitania , ya que antiguo, en que la Lusitania no todo el camino , à lo menos se contaba desde el Tajo hasta mucha parte de aquellos lugael mar Cantabrico : pues asi el res que refiere en las primeras texto alegado, como el de jornadas del que salga de MéAgripa, forman quadro, seña- rida: porque si desde esta Ciulando casi la misma latitud que dad se pasa luego à la Betica, longitud : lo que solo se veri- è à la Tarraconense; no es pofica en estilo antiguo , quando sible verificar el titulo de ser la Lusitania no bajaba del Ta aquel viage por la Lusitania: jo. Parece pues, que siguieron y hallandose esta expresion las medidas antiguas, y, por con firmeza en todas las edicio. eso añadieron la mencion de nes del Itinerario , parece inGalicia : porque si Lusitania dispensable alargar mucho los se mide como estaba desde Jimites de la Lusitania por lo Augusto , alargada . al Atlan- que juzgamos Betica y Tarratico, salen erradas las medidas conense : pues los lugares, alli de ambos.

• nombrados son de estas Pro17 Acerca de la alteracion vincincias. El Itinerario es el de limites que huvo en tiempo siguiente (num. 29.)

ir .. PER (1) Pag. 176. , :

PER LVSITANIAM AB EMERITA CAÉSARAVGVSTAM

: M. P. CCCCLVIII. sic. ["; ... ', . I Contonsolia. M. P. XII, :| Mariana M. P. XXIIII .. 2 Mirobriga M. P. XXXVI Lamini M. P. XXX . 2 Sisapone M. P. XIII | Alces M. P. XL 4 Carcuvium M. P. XX. | Vico cuminario M. P. XXIV 5 Ad Turres M. P, XXVI Titulcia M. P. XVIII. &c.

[ocr errors]

Aqui no puede verificarse ca- y atravesando la Beturia y la mino por Lusitania , si los pri- Oretania , como convencen los meros lugares no eran de esta pueblos expresados , entre los Provincia: y, como estos cor- quales conocemos à Mirobriresponden à la vanda Meridio ga; y Sisapon (hoy Capilla, nal de Guadiana; parece que : Almadén) à Lamini (que Lusitania se alargaba mas allá estuvo en el campo de Montiel, de aquel rio. ' -.-", junto à Fuenllana) y los demás

19: Este es un reparo no vienen ! por la Carpetania, observado en los Autores que ¡Pues quien ha pensado en rehe visto : rý tan importante, ducir estas: Regiones à la Lusique de él pende la situacion de tania?

, i ni : una Sede Episcopal: pues si lo -,21 Añadese à esto, que Anhuvieran notado los que escri-. tonino pone otro Itinerario bieron por Badajoz (en espe- desde Mérida à Zaragoza, en cial Solano ) creo que cantárán el qual atraviesa la Lusitania el triumpho de haver pettene, desde Mérida à Salamanca: y. cido esta Ciudad à Lusitania, aqui , doude con razon pudiedeshaciendo la maquina mas rai haver dicho Pebi' Lusitaurgente con que los ataca Pon- njam, no añadió tal expresion, tugal por su Iglesia Pacense;" conto ini en ningun otro viage '' 20 Sin embargo digo,i que de los que proceden por lugano hace fuerza: pues; el Itine res de ésta: Provincia. Pues si sário propuesto tiere yerro en en Itinerarios, que ciertamenel titulo, y se debe corregir te ván por lugares de LusitaJa voz de Lusitania. La razón nià , no usal de aquel titulo ; à es, porque.oi un paso: dá por que fin havia de ponerle, quanaquella Provincia , pasando à do no dá paso , que no sea fuela primera jornada à la Betica, ra de aquellos límites? Digo

pues,

pues, que de ningun modo se templanza del aire, que fepuede sostener el titulo Per cundiza à todo lo vegetable: Lusitaniam : y que supuesto pues nunca (dice ) faltan fruhaver yerro, la correccion tos en la Region : y siendo debe ser Per Oretaniam, vo- tan delicada la Rosa, la Vioces de alguna afinidad, y que leta , el Espárrago, se dán alli por tanto ocasionaron la per- en los nueve meses del año, mutacion de las letras. Ni es faltando solo en tres. Los maneste el unico lance de haverse jares del mar exceden conside. pervertido el titulo en aquella rablemente à los de otros maObra. Otro egemplar hay casi res, en abundancia , bondad, identico en un viage de Astor- y pulcritud. La cebada, el triga à Zaragoza , donde se aña- go, y el vino abundaban tanto, de el titulo Per Cantabriam: que se daban seis celemines y ninguno de los lugares que de cebada por una dracma , y porpone, pertenecia à la Can- de trigo, por nueve obolos: bria, sino à los Vaceos , y à la cantara de vino por una la Celtiberia , como contra Pe- dracma. Lo mismo sucedia en dro de la Marea diremos al dos animales: pues el Cerdo de hablar de la Cantabria. ,' cien libras, ò una Ternera , se

vendia en cinco dracmas. : el CALIDADES DE EL Buey capaz del yugo, en diez: terreno y gentes de Lusitania el Cordero, valía tres ò.qua.:.1 en general.' .ii trò obolos e la Oveja, dos drac

: -mas: y asi de otras cosas: de : 22 Opulenta intitủla Es- suerte que las carnes de los trabón à Lusitania (1) en vir- animales silvestres no tenian tud de las ventajas que por valor , sirviendo unicamente gozar de rios navegables la para darlas de gracia, como adquiria el comercio, y por ctodo consta por Alheneo en estár dotada con vetas de oro -el lugar citado.? :?!...". al lado de los rios. Polybio alé- n15 23 Aquella fecundidad de gado de Atheneo (2) pinta mas animales, y templanza de aiabundantemente la fertilidad re para la abundancia de frude su terreno, celebrando la tos, quedó bien ponderada en bondad de su ciyma por la dos antiguos , que escribieran

la (1) Pag. 153. (2) En el lib. 4. cap. 1. i.,7

la singularidad de que las Ye sexo, como cantaba el Poe guas concebian de solo el vien, ta Georg. III. v.273. to, sin mezcla de diferente

Ore omnes versce in Zephyrum stant rupibus altis, .
Exceptant que leves auras:& sæpe sine ullis

Conjugiis vento gravide ( mirabile diftu!) . . i. Saxa per & scopulos & depressas convalles

Diffugiunt. . 24 Silio Italico (1) aplica esto con expresion à los Vetiones , diciendo alli:

At Vettonum alas Balarus probat æquore aperto.
Hic adeo cum ver placidum , flatusque tepescit,
Concubitus servans tacitos grex prostat equarum,
Et Venerem occultam genitali concipit aura.

25. Varron reconociendo la carrera, se ponderaba su la dificultad de persuadir la velocidad , diciendo que eran especie ; con todo eso atestió hijos del viento: In Lusitania gua ser verdadera : In fætura juxta fluvium Tagum vento res incredibilis est in Hispa- Equas fætus concipere mulnia, sed & vera, quod in Lu- ti Auctores prodidere , quæ sitania ad Oceanum in ea re- fabulæ ex Equarum fæcundigione ubi est oppidum Olysip- tate , & gregum multitudine po , monte Tagro , quædam è nate sunt : qui tanti -in Galvento, certo tempore , conci- læcia & Lusitania , & tam piunt eque. lib. 2. de re rust. pernices visuntur , ut non im. cap. 1. Justino, reconociendo merito ipso vento concepti es

ser noticia publicada por mu- se videantur , lib. 44. cap. 3. chos Autores , la explica en No falta quien pretenda sossentido alegorico, de que tener el concepto: pero à nues. provino por la fecundidad, y tro asunto solo hace lo que ligereza de las Yeguas, pues unos y otros admiten , de la . siendo los caballos veloces en fecundidad y abundancia,pues

es(1) En su lib. 3. verso 378.

esto cede en elogio del ter- este modo despreciado el culreno.

Stivo de un campo fértil ; la 26 Quien mas individual. tierra antes poblada de Labramente trató de las calidades dores , llegó a set domicilio de los antiguos Lusitanos, fue de ladrones. Robabanse unos Estrabón, que desde la pag. à otros quanto podian , y no 154. propone ser treinta las cesaban de infestar a los cogentes que vivian desde el marcanos, hasta que domiTajo hasta la costa boreal. Es. Dandolos el Romano, repritas gozaban de un suelo fer- mió los descrdenes , destrutil, no solo en quanto à fru- yendo algunas de sus Ciudatos y ganados, sino en quan- des , y mejorando à otras. to à metales de oro, plata , y · 27 Aquel continuo egerbienes de esta clase. Pero con cicio de correrias y robos fue el tiempo los mas de los Lu- palestra de Soldados astutos, sitanos , apartandose del ino- ligeros, y muy diestros en ase. cente y pacifica estudio de chanzas y ardides de la guervivir en el cultivo de la tier- ra. Sus armas y armaduras ra, vinieron a parar en la con- eran muy proporcionadas patinua inquietud de mantener- ra la agilidad. El Broquel era se con la guerra y latrocinios, pequeño , del diametro de dos Dieronles ocasion los que vi- pies, la espada corta: el Peto viao en los montes y aspere- de lipo , y pocos usaban Cota zas: pues careciendo de fru- de malla: algunos contra los tos, y teniendo en su casa golpes que podian recibir hapocos bienes , codiciaron los cian armadura de nervios, y de sus vecinos. Estos procu- cubrian tambien los pies. Ca. raban defenderse de los inva- da uno llevaba muchos Darsores: y tomando al princi, dos, y tales quales usaban pio las arinas con derecho le- Lanza con punta de metal. gitimo, vinieron à manejarlas 28 Algunos de los que hainjustamente; porque descae- bitaban ácia el Duero , vivian ciendo su agricultura con las à la moda Laconina en quanto guerras de los comarcanos, y à las comodidades de lavarse, creciendo el egercicio de la ungirse y calentarse a ungianMilicia , dejaron la atencion se dos veces , y se caleataban de labrar la tierra, y se die- con piedras encendidas. La ron à vivir por las armas. De comida era una, pero limpia

« AnteriorContinua »