Imágenes de página
PDF

fuerzo á los Reyes Católicos. Su hijo D. Juan Xiques, siguiendo el ejemplo de su padre, fué Capitan muy valeroso y peleó en defensa de su patria con tanto ardor que murió en el campo de batalla á consecuencia de una emboscada que le prepararon los moros. Este Caballero dejó de su matrimonio dos hijos varones y una hija que fué monja en el Convento de Santa María de Lérida. Don Pedro Xiques, descendiente que se supone del anterior D. Juan, fué otro de los espedicionarios Catalanes que en 1588 formaron parte de la armada que envió el Rey contra Inglaterra al mando del General Duque de Medina Sidonia, habiendo tenido la desgracia de perderse la mayor parte de las naves que la componían á consecuencia de una deshecha tempestad y de la falta de conocimientos que se tenian de aquellas costas erizadas de escollos. Posteriormente hallamos otros varios Caballeros hijos-dalgos de sangre descendientes del primitivo solarde Xiques en la alta Cataluña, los cuales fueron radicándose por varias provincias y Reinos^de esta Monarquía; de cuya antigua casa solariega procedió legitimamente D. Lorenzo Xiques, natural de Cataluña, propietario, el cual casó con la Señora doña Gertrudis Romagosa, tambien de la misma naturaleza, y tuvieron por hijos á D. Lorenzo, D. Manuel, Don Juan, D. José, doña Manuela, doña Mercedes, doña Gertrudis, doña Josefa, doña Dolores, D. Ramon y D. Felipe Xiques y Roniagosa, natural de la Habana: este Don Felipe casó cou la Señora doña Carlota de Entralgo, natural de la Habana, y de este matrimonio resultaron ocho hijos, que son: 1.° D. Felipe Xiques y Entralgo, que de su esposa la Señora doña Elena Herrera,, tuvo tres hijos llamados, D. Felipe, doña Petrona y D. Amado Xiques y Herrera: 2." D. Manuel Pablb Xiques y En

traigo, el cuol fué bautizado en la Habana á 3 de Febrero de 1830. Este- Caballero acreditó en 1861, por medio de una sumaria informacion de testigos, su legitimidad, limpieza de sangre y otros estremos: casó con la Señora doña Dionisia Rivas y Waldor, en la que han tenido por hijos legítimos á los Señores D. Manuel, doña Mercedes, doña Carolina, doña Rita María, D. Enrique, doña Rita María, y doña Amelia Xiques y Rivas: 3.° D. Cayetano Xiques y Entralgo: 4.° doña Carolina: 5.° doña Mercedes: 6.° doña Gertrudis: 7." doña María: y 8.° doña Angela Xiques y Entralgo: esta Señora casó con D. Tomás Fernandez, de cuyo consorcio han tenido por hijos á doña Carolina Fernandez y Xiques, á doña Gertrudis, áD. Cayetano, ádoña María á D. Alejandro, á D. José y á D. Pablo Fernandez y Xiques.

Armas. Un escudo cuartelado; en el primer cuartel en campo de gules un leon de oro rampante; en el segundo cuartel en campo de oro nueve flores de lis azures puestas de tres en tres; en el tercer cuartel en campo de azur tres espigas de oro enlazadas por los - tallos, y en el cuarto cuartel en campo tambien ázur tres llaves de plata, las dos primeras puestas en pal y la tercera puesta en faja con las guardas hacia abajo.

FERNANDEZ CASTRILLON.

En los tomos 4.° 5.° y 6.° de la presente obra se ha tratado de este patronímico al relacionar las diferentes ramas que para distinguirse entre si adoptaron alcuñas ó cognomentos, tales como Fernandez de Argote , Fernandez de Córdoba, de Figueroa,de Velasco, de Cen-drera, de Cintora, de Padilla, deAnsoin, de Xodar, de Narbaz, de Ibañez, de Cabrera, de Veltodano, de la Puebla, de Bobadilla, de Aranza, de Bonilla, de Cozio, de Argote, de Lizarraga, de Vigil, de Tarancon y otros: y siendo nuestro propósito ocuparnos de la línea que se ha distinguido con el cognomento de Castrillon, nos limitaremos á mencionar la parte genealógica que necesitamos hasta llegar al enlace de los Fernandez con el de Castrillon.

. Es tanta la antigüedad de este patronímico, que el año de 718, uno de los Ricos-hombres que se hallaron en la conquista de nuestra España, y á la jura del ínclito Rey D. Pelayo, fué Toribio Fernandez, hijo de Fernan ó Fernando, noble godo, quien tuvo dilatada sucesion, usando solo el patronímico de Fernandez, y otros el solariego, que añadian por las hazañas que ejecutaron en defensa de su patria, con cuyo motivo se estableció este linaje en todas las provincias del Reino, señalándose por sus continuados servicios y acrecentamiento de caudal, mediante los repartimientos de conquistas, edificando casas magníficas, y titulándose Caballeros por antonomasia,

I

como se verificó en D. Albar García de los Fernandez, Señor de la Villa de Albornoz, Torralba y Utiel, Ayo del Infante D. Pelayo, y hermano de D. Gil de Albornoz, Fundador del Colegio de los Españoles de Bolonia, é hijos que fueron del Conde D. García Fernandez de Hinestrosa, quien en la batalla de Veles, viendo á su Príncipe rodeado de enemigos, se puso delante á recibir las heridas, cuya gloriosa accion le condujo áser víctima de los Sarracenos, con otros seis Condes mas que allí murieron, y quedó desde entonces aquel sitio con el nombre de Siete Condes.

D. Albar García Fernandez, casó con doña Eva Perez, hija del Conde D. Pedro Fernandez de Traba, y fueron padres deD. García, D. Lope y doña Estefanía Fernandez.

D. García, contrajo matrimonio con doña Felipa Herrera Ballesteros, y es á quien fué concedido en Navarra, el registro de llamamiento á sus Córtes generales, acostamiento de Caballeros y Cabo de Armería; como lo nombra la crónica de D. Cárlos, Príncipe de Viana, libro 4.", capitulo 5.°; pero fué mucho mas conocido por su inimitable valor en la batalla de los llanos de Cantabria. De este ilustre matrimonio fué hijo

D. Pedro Fernandez el Ciego, Señor de Villamayor, que celebró su. casamiento con doña María Sarmiento Marrafa, y fueron padres de doña Catalina Fernandez: volvió á casar el D. Pedro con doña Mencia Colina, y tuvo en ella entre otros hijos á

D. Juan Fernandez, padre que fué de D. Pedro Fernandez, que pasó á la conquista de Indias, y fué el primero que levantó el pendon Real en las Charcas y en Chuquisaca, á las inmediaciones del Potosí, encontrándose despues en muchas y peligrosas acciones. Siendo tantas las líneas que han salido de esta casa, que no relatamos aquí porque ya lo hemos hecho en otras partes de esta obra.

La línea, pues, de que nos ocupamos, siguiendo la costumbre adoptada por las principales casas y familias de España, añadió desde muy antiguo la alcuña de Castrillon al apellido Fernandez, lo cual se comprueba por una escritura de donacion hecha al Convento de Religiosos Capuchinos de Oviedo, que obra en aquel archivo, en la que se hace honorífica mencion de D. Pedro Fernandez Castrillon, Señor que poseia el Señorío del lugar de este nombre en la Provincia de Oviedo, juntoáCastropol, por los años de 1398. Este Caballero es el primero indudablemente que empezó á apellidarse de Castrillon, como dueño y Señor que era de la gran torre fuerte ó castillo que heredó de su tercer abuelo, Alvaro Fernandez el Viejo, cuya fortaleza debió dar nombre á la casería que luego se erigió en lugar de Castrillon. De la casa solar de Fernandez Castrillon, procedió D. Alonso Fernandez Castrillon, el cual casó con doña María Juana Abella, Señora muy principal, poseedora de cuantiosos bienes y tres grandes Mayorazgos, en la que tuvo por hijos á

Doña Estefanía, que falleció siendo Monja en Santa Clara de Oviedo, a D. Juan Antonio, Canónigo que fué de la Santa Iglesia Catedral, á D. Francisco, á D. Lorenzo y á D. Pablo Fernandez Castrillon y Abello; el D. Francisco heredó á la muerte de su madre el Mayorazgo de la Barquera, con lodos sus agregados de masadas, bosques y dehesas, con la cláusula especial de llevar el apellido materno en primer lugar, nombrándose por consecuencia Abello Fernandez Castrillon, que sin duda por abreviar suprimian sus hijos el Fernandez, quedando

TOMO VIII. 28

f

« AnteriorContinuar »